TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

NATURALEZA

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

NATURALEZA

NATURALEZA
Solicita PRESUPUESTO Online sin compromiso!  Teléfono de atención al cliente +34 951192174  Contáctanos por Whatsapp +34 622 11 21 69   viajes@turismomarruecos.net
Toggle Bar

Parques nacionales de Marruecos y otros espacios protegidos

Parques nacionales de Marruecos y otros espacios protegidos

¿Te gusta conocer de lleno la naturaleza de los destinos que visitas? ¿Adoras sumergirte en paisajes salvajes donde el ser humano apenas ha intervenido? Entonces te animamos a visitar alguno de los Parques Nacionales de Marruecos, donde es posible descubrir la maravillosa biodiversidad del país. Esta biodiversidad no solo se limita a su flora sino también su fauna, con un gran catálogo vivo de aves silvestres, anfibios, reptiles y mamíferos que harán de tu viaje toda una experiencia. En total son cerca de 30.000 km² que se reparten por más de una decena de espacios protegidos con la máxima categoría, lo que supone el 6% de la superficie total del país.

Pero en estas líneas no solo nos centramos en los Parques Nacionales de Marruecos, sino que también hacemos mención a otros espacios naturales protegidos que pueden resultar de tu interés desde un punto de vista turístico y medioambiental, como las reservas de la biosfera.

Parques Nacionales de Marruecos

El número de Parques Nacionales en Marruecos llega actualmente la decena, pero no se descarta que se cataloguen más en el futuro. Se trata del mayor estatus legal para proteger la flora y la fauna de un determinado lugar, de especial representatividad, con un adecuado estado de conservación que no se haya visto excesivamente modificado por el hombre y con un especial interés científico y divulgativo. De forma breve, los repasamos a continuación.

Reserva natural Souss Massa

Parque Nacional de Souss Massa

De todos los Parques Nacionales de Marruecos, es el que mayor relación tiene con la costa atlántica, pues se sitúa al suroeste del país, entre Inezgane Agadir en el norte y Tiznit en el sur.

La variada geografía de este parque nacional incluye interminables playas de arena limpia, campos cultivados, dunas, acantilados rocosos y bosques de Argania, que albergan una gran variedad de animales y aves, incluyendo una de las aves más amenazadas del planeta: la Ibis Eremita. Algunos de los animales que los visitantes pueden admirar aquí son el erizo argelino, los chacales, las comadrejas, los zorros rojos y una fascinante diversidad de anfibios y reptiles.

Se estableció como Parque Nacional en 1980 y tiene una superficie aproximada de 720 km². En su interior se encuentra la Reserva Biológica de Oued Massa que ocupa una superficie de 5 km², que veremos más abajo. Su altitud es muy reducida, pues ronda los 70 metros, incluso varias decenas de kilómetros tierra adentro, mientras que en el valle de Souss esa altitud varía entre los de 8 y los 150 metros.

El territorio delimitado engloba dos ríos o oued: el Massa, de hasta 600 metros de ancho y 3 kilómetros de largo, y el Souss, que ha sido represado recientemente más allá de los límites del parque. Sin embargo, rara vez llevan agua, por lo que el paisaje de este parque nacional consiste en una inmensa llanura costera con sus dos estuarios correspondientes, abrazado por el Anti-Atlas en el norte y el océano Atlántico al oeste. La zona está compuesta por dunas, material aluvial y piedra arenisca.

El clima es mediterráneo semiárido. Durante el verano suele haber niebla costera que proporciona una humedad equivalente a 200 mm de lluvia. Las precipitaciones de lluvias son de unos 244 mm anuales. Las temperaturas no bajan de los 10º C en invierno y no suelen ser superiores a los 27º C en verano.

Agadir es la ciudad desde la que suelen partir las excursiones hacia este parque.

 

Parque Nacional de Tazzeka

Situado en la cordillera del Atlas Medio, cerca de Taza. De todos los Parques Nacionales de Marruecos, este es probablemente el mejor ejemplo de éxito en cuanto a conservacionismo. Inicialmente creado con el objetivo de proteger un bosque de cedros en la zona de Jbel Tazekka, el parque ha sido ampliado posteriormente para incluir nuevas áreas con cuevas, cañones, paisajes rurales, alcornoques y encinares, así como la majestuosa montaña Jbel Tazekka.

Su terreno es muy variado y es compatible con una gran cantidad de animales y aves, por senderos en los que se permite a los visitantes explorar este espacio protegido.

Las excursiones suelen partir de la mencionada ciudad de Taza, aunque también puede representar una excursión de un día desde Fez, pues hay menos de 100 km de distancia desde ella.

Refugio parque nacional Toubkal

Parque nacional del Toubkal

Por supuesto, entre los Parques Nacionales de Marruecos hay uno dedicado a su cima más alta: el Toubkal, que llega hasta los 4.167 metros de altura. Por tanto, se encuentra en el corazón del Alto Atlas, en un área de unos 1.000 km2.

Por ello, este espacio natural protegido es un polo de atracción para muchos aventureros, que recorren sus senderos en los que disfrutar de su gran biodiversidad de flora y fauna. Destaca su vegetación repartida por pisos, pasando de la sabina negral y la tuya a la encina para, a partir de los 2.500 metros, dejar espacio a la sabina albar y al pendejo.

Además, se trata también de uno de los Parques Nacionales de Marruecos que tiene mayor interés etnográfico, pues las comunidades locales viven de la misma manera que sus antepasados, sin prácticamente verse afectados por el progreso del mundo exterior.

La ciudad desde la que parten la mayoría de excursiones es Marrakech, ubicada a unos 100 km de la cima.

Parque nacional Talassemtane Marruecos

Parque Nacional de Talassemtane

Situado en la norteña cordillera del Rif, este es uno de los Parques Nacionales de Marruecos con un objetivo más claro: conservar el último de los bosques de abetos del país.

Recibió la máxima categoría de protección en 1972 y tiene una pequeña superficie, de apenas 26 km², pero con un grandísimo valor científico y botánico. Su altitud está entre los 1.600 y los 2.170 metros. Su clima es húmedo mediterráneo, con unas precipitaciones anuales medias es de 1000 mm. De hecho, en el invierno sus cumbres aparecen cubiertas por la nieve.

Pero además de sus abetos, en el este parque nacional habita uno de los animales más característicos, amenazados y protegidos del país: el mono de Berbería. También hay zorros rojos, chacales comunes, erizos argelinos, tejones y diferentes especies de ratas y musarañas.

Es, sin duda, una de las excursiones favoritas para quienes se encuentran de visita en Chaouen.

 

Parque Nacional de Alhucemas

Se ubica en el entorno de esta ciudad norteña y es el único de los Parques Nacionales de Marruecos que abraza directamente el mar Mediterráneo, pues incorpora hábitats costeros y marinos prácticamente vírgenes, sumando en total unos 310 km² de protección. Por ello, es el hogar de una de las pocas colonias que quedan en el Mediterráneo de águilas pescadoras, lo que puede suponer todo un espectáculo para los amantes del avistamiento de aves.

En cuanto a la flora, destaca su manto boscoso con predominio de araares, acompañados por arbustos típicamente mediterráneos, como el lentisco o el cornical.

Como indica su nombre, quienes pasen sus vacaciones en Alhucemas se encontrarán en el lugar ideal para iniciar rutas por el este parque nacional.

 

Parque Nacional de Ifrane

Situado en el corazón de las poderosas montañas del Atlas Medio, la reserva incorpora el mayor bosque de cedros del Atlas. Este bosque se trata del hogar de una población próspera de simios de la Berbería, que es el único primate autóctono del Mediterráneo. Además de estos simbólicos monos, hay otras especies destacadas entre su fauna, como el chacal dorado. En cuanto a la flora, también son numerosos y representativos los robles andaluces, las encinas, las sabinas albares y los pinos marítimos, entre otros.

La extensión del parque es de unos 500 km2. La principal población de influencia es Ifrane y la carretera R707 conecta la población y el parque nacional.

 

Parque Nacional del Alto Atlas Oriental

Se trata de otro de los parques nacionales de Marruecos que se ubican en el corazón del Atlas, en este caso en la zona oriental del Alto Atlas. Cubre una extensión de unos 490 km2 y el motivo principal de su constitución fue la preservación de importantes especies animales, sobre todo el arruí o carnero de Berbería. También es muy representativa de la zona la gacela de Cuvier. Además, hay una gran variedad de anfibios, aves y reptiles. Por lo que respecta a la flora, los árboles con mayor presencia son los habituales en los espacios naturales de esta altura y latitud: encinas, cedros del Atlas y las sabinas albares, entre otros.

Las ciudades más cercanas y cómodas desde las que realizar excursiones son Midelt y Er Rachidia.

 

Parque Nacional de Jenifra

También llamado de Aguelmam Azigza por el nombre de uno de los lagos de su territorio. De todos los Parques Nacionales de Marruecos, este es el de más reciente creación, pues data de 2008. Se encuentra en la provincia de Meknès-Tafilalet, en el corazón del Medio Atlas. Su área protegida alcanza unos 2.000 km2 y en su territorio habitan especies con necesidad de ser protegidas, como la pantera del Atlas.

Si quieres organizar rutas por este parque, puedes alojarte en Jenifra o Khenifra, la población más importante de su entorno, conectada con este espacio protegido por medio de la carretera P7306.

Parque nacional Khenifiss

Parque Nacional de Khenifiss

Es el más meridional de los Parques Nacionales de Marruecos, ubicándose en la región de El Aaiún-Bojador-Saguia el Hamra. Se creó en 2006 para dotar de la máxima protección a un espacio que ya era considerado reserva natural. Ocupa un territorio de unos 1.800 km2 y se trata de un buen ejemplo de ecosistema desértico, con humedales y dunas costeras. Buena parte de su importancia radica en el hecho de ser un espacio de nidificación de aves como el tarro canelo, la carceta pardilla o la gaviota de Audouin. Sus lagunas y humedales son perfectas para estas y otras especies durante el invierno, que se trasladan hasta aquí desde latitudes más septentrionales en el Mediterráneo.

Las ciudades más cercanas en las que podrás encontrar alojamiento son Tan-Tan y Tarfaya, ambas conectadas con el parque nacional por medio de la carretera N1.

 

Parque Nacional de Iriqui

Es otro de los Parques Nacionales de Marruecos que ponen de valor la biodiversidad del ecosistema desértico. De hecho, se encuentra cerca de Zagora y el ecosistema aquí es el típico del sur del país. Su territorio abarca algo más de 1.200 km2.

La creación del parque en 1994 tuvo como objetivo la conservación y regeneración de algunos de sus espacios naturales, así como la fauna y la flora asociadas a ellos. Por ejemplo, el humedal temporal que se forma aquí en periodos húmedos y que atrae a numerosas especies acuáticas en la estación invernal, como pueden ser los gansos, los flamencos y las fochas. También campean por sus estepas y sabanas pobladas de acacias y tamarix otros animales como el avestruz del Sahara, la gacela común o la hiena rayada.

 

Otras reservas naturales y espacios protegidos

Los Parques Nacionales de Marruecos no son los únicos espacios protegidos del país. Existen otras reservas naturales con diferentes catalogaciones por su importancia medioambiental, que pueden coincidir en parte con la superficie delimitada de un parque nacional. Algunas de las principales son las siguientes:

moulay bousselham parque nacional

Reserva Biológica Merdja Zerga

Se encuentra en la costa norte de Marruecos, al oeste del pueblo de Moulay Bousselham, en una región con un clima húmedo, contabilizando precipitaciones anuales de entre 700 y 750 mm. Se estableció en 1978 sobre una superficie de 74 km². Los extensos pantanos y la laguna que componen la reserva de Merja Zerga se sitúan en las llanuras aluviales del Rharb. Las temperaturas más altas pueden llegar a los 30 ºC o los 32 ºC y las más bajas pueden alcanzar a los 4 ºC.

Su nombre significa ‘Laguna Azul’ y es el hogar de miles de aves de caza, aves zancudas y flamencos, así como una estación de paso de las aves migratorias. Los aficionados al birdwatching pueden tener la suerte de ver a la rara especie del búho moro, entre otras muchas.

La región es, además, de gran importancia religiosa debido al complejo de seis marabouts alrededor de la tumba del santo Sidi Bousselham. Una fiesta religiosa o moussem se celebra aquí todos los años para conmemorar la tradición de Sidi Bousselham y Lalla Mimouna.

En el municipio de Moulay Bousselham hay un pequeño complejo turístico junto a la boca del Oued Drader y un centro de acogida de visitantes.

Parque nacional Arganeraie

La Reserva de la Biosfera de Arganeraie

Cubriendo una enorme área que incluye zonas urbanas y forestales, así como tierras agrícolas cultivadas, esta reserva tiene por objetivo proteger los árboles de argán, amenazados por el avance del desierto del Sahara. Se extiende principalmente por las estribaciones atlánticas del Alto Atlas y los valles de los ríos Massa y Souss, estos últimos englobados en uno de los Parques Nacionales de Marruecos, como indicábamos más arriba. La zona está habitada por cerca de 2.400.000 personas, mayoritariamente bereberes, incluyendo la ciudad de Agadir.

Los árboles de argán, resistentes a la sequía, son apreciados por sus nueces que producen el muy codiciado aceite de Argán. Este aceite tiene múltiples usos en cosméticos y se utiliza como ingrediente de algunos medicamentos. Su madera también es muy apreciada. El drago es también otro de los árboles más representativos de esta reserva. En cuanto a la fauna, destaca el ave Ibis eremita, en peligro de extinción, que ha encontrado aquí el lugar en el que habitar, pues es el hogar de la única población que vive en estado salvaje en el mundo.

Desde Agadir se puede visitar este espacio natural protegido, pues se encuentra solo unas decenas de kilómetros tierra adentro.

 

La Reserva de la Biosfera Intercontinental del Mediterráneo de Marruecos y España

Bajo la dirección de la Unesco y su Programa MAB (Programa sobre el Hombre y la Biosfera), se creó esta Reserva de la Biosfera en 2006, que en realidad cubre un territorio muy vasto, en dos países distintos: Marruecos y España, que trabajan juntos con el objetivo común de educar al público sobre el valor medioambiental de este área.

La Reserva de la Biosfera Intercontinental incluye el Talassemtane, uno de los Parques Nacionales de Marruecos, así como Laguna de Smir, Koudiet Taifour, Moussa y Jbel Bouhachem Jbel, todos ellos espacios naturales que reciben la influencia del litoral mediterráneo. En España, se adentra en las provincias de Cádiz y Málaga.

Entre lo más destacado de la zona marroquí de la reserva están algunas de sus especies animales, endémicas o en peligro de extinción, como el mono de Berbería, el alimoche o el águila real. Además, existe aquí una gran variedad de serpientes y reptiles.

Reserva de la Biosfera en los oasis de Marruecos

Reserva de la Biosfera de los Oasis del Sur de Marruecos

Esta zona, que abarca un amplio espacio en el sur del país, fue nombrada como tal en 2000 para para combatir la desertificación y favorecer el mantenimiento de los oasis, de los que comunidades enteras dependen para subsistir. Esto incluye la investigación y la educación en relación con el uso correcto de los sistemas de agua, que sean compatibles con la agricultura y no rompan el frágil equilibrio medioambiental de la zona.

Además, este área forma parte de algunas rutas turísticas por el sur de Marruecos, pues alberga interesantes recursos turísticos como la kasbah de Ait Ben Haddou.

 

Sitios Ramsar

Por último, como complemento a esta información sobre los Parques Nacionales de Marruecos y las reservas biológicas, es interesante destacar los 24 Sitios Ramsar que hay en el país, que tienen como principal objetivo la conservación de los hábitats de las aves acuáticas y migratorias. A algunas de ellas ya hemos hecho referencia en apartados anteriores, pero para una mayor profundización, aquí mostramos la lista completa, agrupada por regiones:

 

  • Garb-Chrarda-Beni Hsen: Merja Zerga (MAR-01), Merja Sidi Boughaba (MAR-02), Marais ete Côte du Plateau de Rmel (MAR-18)

  • Meknes-Tafilalet: Lago de Afennourir (MAR-03), Aguelmams Sidi Ali – Tifounassine (MAR-05), Lagos Isly-Tislite (MAR-17), Oasis de Tafilalet (MAR-20)

  • Guelmim-Esmara: Bahía de Khnifiss (MAR-04), Embocadura del oued Dr’a (MAR-14), Embocaduras de los oueds Chbeyka-Al Wa’er (MAR-16), Moyenne Dr’a (MAR-19), Oasis de Tafilalet (MAR-20)

  • Marrakech-Tensift-Al Hauz: Archipiélago y dunas de Essaouira (MAR-6),

  • Río de Oro-La Güera: Bahía de Dajla (MAR-07)

  • Chauía-Uardiga: Presa Al Massira (MAR-08)

  • Rif: Presa Mohammed V (MAR-09), Cabo de Tres Forcas (MAR-10), Sebkha Bou Areg (MAR-21)

  • Dukala-Abda: Complejo de Sidi Moussa-Walidia (MAR-11), Sebkha Zima (MAR-22)

  • Tánger-Tetuán: Complejo del bajo Loukkos (MAR-12), Complejo del bajo Tahaddart (MAR-13), Marais ete côte du Plateau de Rmel (MAR-18)

  • La Oriental: Embocadura de la Moulouya (MAR-15)

  • Sus-Masa-Draa: Moyenne Dr’a (MAR-19), Zonas húmedas de Souss-Massa (MAR-24)

  • Gran Casablanca: Zonas húmedas del oued El Maleh (MAR-23)

Guía de Marruecos online, descubre toda la información que necesitas para viajar a Marruecos. Circuitos a medida pensados para ti, las mejores rutas y excursiones por todo Marruecos en Vehículos 4x4. Descubre los mejores alojamientos y servicios para tu estancia en Marruecos.
TOP

Esta web usa cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y hacer estadísticas de datos de uso.Accediendo a nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Si quieres más información o modificar su configuración, visita nuestra Política de Cookies.