TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Colores, olores y sabores

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Todo sobre las tradiciones y cultura marroquí

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Artesanía de Marruecos

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Trabajos artesanos

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Artesanía Marroquí

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Gastronomía marroquí

TURISMO MARRUECOS.NET

TURISMO MARRUECOS.NET

CULTURA DE MARRUECOS

Hábitos de y forma de vida marroquí

Solicita PRESUPUESTO Online sin compromiso!  Teléfono de atención al cliente +34 951192174  Contáctanos por Whatsapp +34 622 11 21 69   viajes@turismomarruecos.net
Toggle Bar

La fiesta en Marruecos: cultura y religión

La fiesta en Marruecos: cultura y religión

La fiesta en Marruecos tiene dos grandes razones de ser: la cultura tradicional y la religión. Y eso da, en muchos casos, el nacimiento de festivales y de moussems, como veremos en las siguientes líneas .Se celebran los recursos locales, se consagran las artes y a las tradiciones populares, se rinde homenaje a hombres santos... Cualquier ocasión es buena para organizar una gran celebración. En ellas podrás apreciar bailes, cantos, trajes tradicionales y participar en las procesiones y en las degustaciones típicas. Estas manifestaciones a menudo dependen de las condiciones locales (cosechas) o del calendario lunar. Por tanto, es imposible dar las fechas exactas con anterioridad.

 

 

Fiestas de Marruecos relacionadas con la cultura: festivales

Los festivales son fiestas de Marruecos de instauración relativamente reciente y que permiten mostrar y perpetuar algunas manifestaciones de su cultura. Ritmos, bailes y cantos y aspectos múltiples de una tradición oral secular, marcados por su originalidad y su diversidad, impregnadas por las artes populares.

En la cultura marroquí se mezclan coreografía, melodías y ritmos de ayer y de hoy. Ecos de una memoria colectiva donde los hombres se reconocen y reaccionan con la expresión del cuerpo, de la voz y del sonido, la mayoría de las veces al ritmo de la vida cotidiana. Con una base de mitos y de una cierta visión del mundo, aquí el ritmo es más que un signo de vida: es portador de mensajes culturales. Por ello, las generaciones se suceden y los ritmos permanecen eternos.

Todas las fiestas de Marruecos un tema diferente. A continuación repasamos las principales.

 

Festival de Fantasia en Marruecos

 

Festival de Cultura de Asilah (agosto)

En este festival, Marruecos muestra su lado más acogedor y reflexivo, abriendo de par en par la puerta a intelectuales de todo el mundo. Tiene lugar en esta localidad del norte de Marruecos, reuniendo a pensadores, investigadores académicos, pintores, filósofos y un largo etcétera, debatiendo sobre la convivencia de naciones, organizando talleres de expresión artística, realizando conferencias y mucho más.

 

Festival de las Músicas populares de Agadir (julio)

Como podrás observar en este festival, Marruecos es un lugar rico en músicas populares. La ciudad de Agadir alberga esta reunión de músicas populares y nómadas, constituyendo una cita auténtica que pone en valor las las diferentes tradiciones en forma de canción y mostrando así, en una sola fiesta, el Marruecos más profundo, y plural. Ahwash de los pueblos de montaña, Rways o músicos poetas ambulantes de Souss y del Atlas, Lâabate o cantantes de Taroudant, Gnawa o músicos nómadas del sur de Marruecos… Y la lista continúa.

El resultado es una rica mezcla de música, poesía, sociedad y espiritualidad. Para apreciarlo mejor, se realizan conferencias así como proyecciones de películas relacionadas con los temas desarrollados en el festival. Y para más los más jóvenes, talleres de iniciación.

En la encrucijada de todas estas influencias, Agadir se presenta como el Pueblo del Festival, pues es el lugar de convergencia de todas estas manifestaciones. Y para ello, levanta un campamento nómada a orillas del océano, haciendo frente a un gran escenario: el del teatro de conciertos y de espectáculos.

 

Festival de los Artes Populares de Marrakech: (en junio)

Cada año en junio, la ciudad de Marrakech vibra al ritmo de su festival folklórico, que se realiza en un marco imperial: el Palacio El Badii, un edificio suntuoso que es recubierto con una alfombra y con decorados tradicionales a Las mil y una noches. En él se acogen a músicos, a cantantes, a bailarines y a otros muchos profesionales mundo del arte y de la tradición popular en Marruecos. Y todo ello sin olvidar a los millares de espectadores dispuestos a saborear cada momento. En este festival, Marruecos enseña toda su diversidad cultura: los bailes rituales del Atlas, los de origen sahariano como Dekkah y Guedra o los bailes rituales de los Gnaouas, con ceremonias místicas herederas de los cultos animistas de la África negra.

 

Festival de Música Gnaoua de Essaouira (junio)

Este acontecimiento tiene por objeto reunir a las mejores formaciones de la música Gnaoua, así como una multitud de grupos de jazz americano y europeo. Este espectáculo se celebró por primera vez en 1960 y fue tal su éxito que enseguida se hizo un sitio entre las grandes fiestas de Marruecos y entre los grandes espectáculos mundiales.

 

Festival de las Músicas Sagradas del Mundo de Fez (mayo/junio)  

Fez, capital espiritual del país, realiza cada año este festival con la intención de universalizar este tipo de música y contribuir al diálogo y reconciliación de los diferentes pueblos y religiones. Nación en 1994 y ha conseguido en la actualidad una gran repercusión internacional.

 

Festival de Jazz de los Oudayas de Rabat (octubre)

Se trata de un evento original puesto que con este festival, Marruecos busca hacerse un hueco en la música de fusión: su objetivo principal es abrir un diálogo entre el jazz europeo o moderno y el jazz de los músicos marroquíes, cuya música sincopada está profundamente anclada en las tradiciones milenarias del Magreb.

 

Festival Internacional de la Película de Marrakech (septiembre)

Nacido en 2000, este acontecimiento solemne tiene un impacto muy positivo a nivel económico y turístico. Pero además, ha logrado consolidar en esta ciudad marroquí una plataforma de encuentros, intercambios y diálogo entre todos los que hacen y aman el séptimo arte. El festival es organizado por la Fundación del Festival Internacional de la Película de Marrakech y está presidido por SAR el príncipe Moulay Rachid.

 

Fiestas de Marruecos que tienen carácter religioso: moussems

Más allá de las anteriores fiestas de Marruecos que, como hemos visto, están ligadas a la cultura, en el país hay otras muchas celebraciones relacionadas con la religión o el mundo sobrenatural. Por supuesto, dejamos a un lado el Ramadán, que no es una celebración festiva en sí, pero profundizamos en otras festividades locales de gran colorido y originalidad. Se conocen como moussem y tienen lugar a lo largo y ancho del país.

 

Moussem Moulay Idriss de Fez (septiembre)

Este acontecimiento es el homenaje de la ciudad entera a su Santo Patrón y representa uno de los moussem más importantes del país. Se realizan colectas que sirven para cubrir los gastos de las fiestas y de las ofrendas. Se realiza la subida del santo al mausoleo, vestido en seda bordada de oro, lo que constituye el tributo anual del gremio de tejedores. Vendedores, curtidores, latoneros, herreros, zapateros y otros oficios ofrecen sus tributos y  velas enormes coloreadas y decoradas para la iluminación del santuario. Y llegado el gran día, se produce la exhibición de ofrendas que comienza por la mañana y continúa hasta la puesta de sol.

 

Moussem Moulay Idriss Zarhoun, en Meknès (finales de verano)

Es la celebración más grande que organiza esta pequeña ciudad, que domina el valle de Oued Khoumane. Se trata de una gran fiesta en Marruecos, pues acoge el mausoleo del fundador de la primera dinastía árabe que ha reinado en el país: los Idrissides. Cada año, a finales del verano, las diferentes corporaciones de la medina vienen unas detrás de otras para rendir homenaje a su santo, aportando así numerosas ofrendas y sacrificios acompañados por cantos y por músicas folklóricas, como Aissaouas, Hmadcha, y Hal Touat

 

Moussem Moulay Abdellah, en El Jadida (agosto)

La ciudad de Moulay Abdellah se sitúa a 10 km al oeste de El Jadida. Y es allí es donde se celebra cada año este moussem grandioso que agrupa miles de personas venidas de todas partes del reino. Esta fiesta, en Marruecos, ha alcanzado una enorme fama gracias a sus espectaculares algaradas. Conmemora el lugar en el que el asceta Moulay Abdellah, procedente de Medina (Arabia Saudí), se detuvo junto a una fuente en su camino hacia la puesta de sol, propiciando la posterior construcción de la mezquita.

 

Moussem de Imilchil (septiembre)

El moussem de Imilchil no solo es una de las más famosas fiestas en Marruecos, sino que ya se conoce internacionalmente, convirtiéndose casi en una gran peregrinación turística. Imilchil es una aldea del Alto Atlas que se encuentra a 2600 metros de altitud, donde es costumbre que las muchachas de la región se casen el día del moussem. En otro tiempo, el venerado Sidi Ahmed Oulmghani bendecía las uniones propiciando que, según la leyenda, vivieran siempre en la alegría y la felicidad. Todo tiene lugar sobre el emplazamiento donde fue enterrado este hombre venerado en el Alto Atlas.Hoy día, este moussem atrae a unas 30.000 personas, que se reúnen bajo las tiendas durante tres días con sus rebaños, sus caballos y sus dromedarios. Mientras, las muchachas enseña su belleza y se engalanan con sus mejores joyas, bailando durante largas horas, antes de que su destino las lleve a su nuevo hogar.

 

Moussem Tantan de Guelmim, en Asrir (junio)

Este moussem es de carácter más bien cultural y turístico, especialmente tras ser declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Congrega a una treintena de tribus nómadas del desierto y uno de sus grandes atractivos es el baile de Guedra, especialmente si se presencia desde una de las tiendas de la zona mientras se degusta un suculento asado.

 

Moussem de Las Rosas, en Kelaa des M' Gouna (mayo)

El moussem de Las Rosas, en Kelaa des M' Gouna, es una de las más fascinantes fiestas de Marruecos, pues tienen lugar numerosas demostraciones de folklore, exposiciones artesanales o la elección de ‘Señorita rosa’, que da una simpática vuelta a lomos de camellos. Y para finalizar: una excursión extraordinaria por el Valle de las Rosas. Todo ello para conmemorar la cosecha de los rosales locales.

 

Moussem de las Cerezas, en Sefrou (junio)

Este moussem es una fiesta de Marruecos en la que la alegría y la celebración dura tres días y en la que se realizan numerosas competiciones deportivas, una algarada, un desfile con antorchas, atracciones y la elección de la  ‘Señorita Cereza’, después de haber asistido al desfile de su comitiva. Al igual que el anterior moussem, es Patrimonio Inmaterial de la Humanidad y conmemora la cosecha, en este caso de la cereza.

.

Moussem de los dátiles de Erfoud (octubre)

Erfoud, ciudad de fundación colonial, tiene como uno de sus grandes atractivos su propia situación: junto al río Oued Ziz,  donde crecen cerca de un millón de palmeras. Por ello, se celebra anualmente este evento, una de las muchas fiestas de Marruecos dedicadas a la cosecha. E ella que todos los habitantes de la región participan en familias o entre amigos en la cosecha de los dátiles. La gama de producción muy extensa, predominando Bouzekri, Boufegous, Majhoul y Bouslikhan, entre otras.

Fiestas marroquies religiosas

Fiestas de Marruecos en la esfera privada

Además de todas las fiestas de Marruecos que hemos relacionado y que tienen un carácter público y comunitario, hay otras muchas fechas señaladas en la vida de un marroquí. Son las celebraciones privadas para conmemorar los momentos más importantes de su vida o la de sus familiares.

No hay duda de que cada nación tiene sus propias ocasiones de celebrar, de expresar su felicidad y su deseo de preservar sus tradiciones. Y la sociedad marroquí también celebra muchos acontecimientos para llevar a cabo ese propósito. Todas las celebraciones tienen un elemento simbólico donde se puede apreciar la fusión perfecta entre las tradiciones islámica y amazigh.

Las familias marroquíes celebran la vida de sus hijos e hijas desde su nacimiento hasta su boda. En primer lugar, está la sabee o Sboa, una fiesta de Marruecos y de todo el mundo musulmán que se celebra siete días después del nacimiento del bebé. En ella, el padre degüella un cordero si el bebé es niña y dos si es niño, dando después un nombre al bebé. Luego, los padres invitan a todos sus amigos y vecinos a compartir la felicidad de dar nombre a este nuevo miembro de la familia. Después se celebra l’khtana, que es la circuncisión del hijo. En el pasado, esta operación solía llevarse a caba por una persona llamada l’hajjam, pero hoy en día se suele llevar al niño a un médico para evitar cualquier peligro o complicación. Después de la operación, los padres organizan una gran fiesta para celebrar este importante acontecimiento.

También tenemos el Syam l’Ouel, que significa “primer día de ayuno”, cuando los padres preparan una comida especial para su hijo o hija, que consiste en miel, frutos secos, pasteles, etc. Visten a su hijo o hija  como si se tratara de un novio o una novia, ataviado/da con sus ropas tradicionales. En ese momento no falta un fotógrafo para tomar algunas instantáneas que se conservarán como recuerdo de este día especial en que se preparó al niño o a la niña a practicar este importante pilar islámico.

Además de estos días de carácter privado, la sociedad marroquí celebra muchos otros días especiales, como el Aid Al Adha or el Aid L’Kbir, considerado el acontecimiento más importante por todos los musulmanes, durante el cual la gente acude por la mañana a una oración especial que se organiza ese día. Luego regresan a sus casas para degollar un cordero, tras lo cual preparan el boulfaf con el hígado del animal y todos los miembros de la familia comen juntos. Por la tarde, las familias intercambian visitas en casa de unos y otros.

Por último, pero no por ello menos importante, pues una de las principales fiestas de Marruecos: el día de Achoura, que se celebra un mes después del Aid Al Adha y en el que las madres preparan cuscús con siete vegetales y los niños y niñas practican algunas tradiciones, como el Bab Aichor. Asimismo, los padres compran algunos juegos y juguetes para los más pequeños y las mujeres también compran algunos instrumentos musicales tradicionales, como la ta’arija o el bandir. En este acontecimiento especial se puede apreciar la mezcla entre lo religioso y lo cultural o tradicional.

De modo que las las fiestas de Marruecos son una oportunidad perfecta para sus ciudadanos de reconciliarse entre sí y de intercambiar visitas. Asimismo, son ocasiones ideales para inculcarse su propia cultura popular, una mezcla excelente entre diferentes culturas que da como resultado una gran variedad y riqueza de tradiciones.

 

Enlaces útiles sobre fiestas de Marruecos

Festivales organizados por el Ministerio de la Cultura: www.minculture.gov.ma

Festival de Esponsales de Imilchi: www.tafilalet.net

Festival cultural de Asilah: www.zaila.com

Festival de las Músicas Sagradas del Mundo de Fez: www.fesfestival.com

Festival de Música Gnaoua d' Essaouira http://www.festival-gnaoua.net/

Festival méditérrannéen de Tétouan http://www.festivaltetouan.org/

 
Guía de Marruecos online, descubre toda la información que necesitas para viajar a Marruecos. Circuitos a medida pensados para ti, las mejores rutas y excursiones por todo Marruecos en Vehículos 4x4. Descubre los mejores alojamientos y servicios para tu estancia en Marruecos.
TOP

Esta web usa cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y hacer estadísticas de datos de uso.Accediendo a nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Si quieres más información o modificar su configuración, visita nuestra Política de Cookies.