LlamarPresupuesto
Museo Judío de Casablanca, el único del mundo árabe

Museo Judío de Casablanca, el único del mundo árabe

Museo Judio de Casablanca

Museo Judio de Casablanca

Como puedes consultar en la página dedicada a la población judía de Marruecos, la situación de este colectivo en el país es un bonito ejemplo de la cordial convivencia que se puede lograr entre culturas. Y ese es el clima que se respira en el Museo Judío de Casablanca, también llamado Museo Judío Marroquí, inaugurado en el año 1996. Sus principales atractivos y datos de interés te los mostramos en este artículo.

Un museo único

El Museo Judío de Casablanca es único. Y lo decimos literalmente, puesto que no hay otro como éste en el mundo árabe. La no siempre fácil convivencia entre ambas culturas en los países árabes así lo han provocado, pero Marruecos es una feliz excepción gracias a la tolerancia y protección de la monarquía alauita y a la ancestral raigambre de la población hebrea en este país del Magreb, que se remonta dos milenios atrás en el tiempo. 

Aunque el número de judíos va decreciendo paulatinamente en todo Marruecos, Casablanca se mantiene como una ciudad donde la población hebrea tiene peso social, económico y político, como demuestra que algunos importantes asesores del rey Mohamed VI son de esta religión. Decenas de sinagogas se mantienen activas en la metrópoli más poblada del país, así como carnicerías kosher y servicios sociales y sanitarios dirigidos a usuarios hebreos.

Por ello, no es casualidad que el Museo Judío de Casablanca sea uno de los centros culturales más interesantes de la ciudad, con una colección de objetos de gran valor que nos invitan a conocer las costumbres hebreas en el país y a tender un puente de encuentro y tolerancia entre culturas. 

Meseo pasado Judio de Marruecos

Objetos del Museo Judío de Casablanca

Lo más destacado del Museo Judío de Casablanca

El Museo Judío de Casablanca no es demasiado grande en cuanto a superficie, por lo que se visita fácilmente. Lo más destacado son sus objetos litúrgicos, como pueden ser sus pergaminos de la Torá, sus bancos de sinagoga o sus icónicas menorás. Algunas sinagogas de las que proceden estos objetos son las de Larache, Meknés y Bel Walid.

Otras piezas están relacionadas con las costumbres judías en el país, con especial mención a la histórica población bereber: se pueden contemplar monedas acuñadas, libros escritos en haketía, coloridos trajes de bodas o mezuzás procedentes de casas hebreas del país. También hay piezas que recuerdan algunos de los episodios más trágicos en la historia del judaísmo, como la Meguilá Hitler que se conserva aquí.

El corazón del museo es su gran sala polivalente, donde se muestran de manera permanente fotografías de diferentes sinagogas del país, pero que también se usa para eventos y conferencias, entre otros usos.

Info práctica del museo

Aquí te mostramos datos básicos para organizar tu visita a este museo de Casablanca:

  • Dirección: 81, Rue Chasseur Jules Gros, Oasis-Casablanca
  • Página web: http://www.jewishmuseumcasa.com/ 
  • Horario de apertura: de lunes a viernes, de 10.00 a 18.00, los domingos de 11.00 a 16.00. Sábados, cerrado
  • Precio de la entrada: 50 MAD. Gratuito los miércoles a estudiantes de todos los niveles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *