Cabo Espartel: dónde está y qué atractivos tiene

Cabo Espartel: dónde está y qué atractivos tiene

El cabo Espartel se ubica en un lugar muy especial de Marruecos: en el extremo norte del país, justo donde comienza el estrecho de Gibraltar cuando se navega desde el océano Atlántico. Por ello, es un lugar muy visitado, tanto por los propios marroquíes como por los turistas que recalan en Tánger. En las siguientes líneas te contamos sus principales atractivos, que nuestra agencia puede integrar en un viaje a medida, si así lo deseas.

Reserva natural en Tanger

Reserva natural en Tanger

Reserva Natural del Cabo Espartel

El área que rodea, tierra adentro, el Cabo Espartel no ha sido urbanizada a gran escala y, por suerte, está protegida como Reserva Natural. Se trata de un entorno verde con preciosas vistas al mar, hermosos paisajes litorales, sendas peatonales y vegetación autóctona. Sin duda, una interesante opción para familias con niños que desean realizar caminatas sencillas por la naturaleza.

Uno de los mejores atardeceres del país

El cabo Espartel ofrece también unos magníficos atardeceres: el sol se pone por la línea del horizonte, en una rendija entre el cielo y el mar, ofreciendo un espectáculo de luces cálidas cada día. Y a presenciarlo acuden numerosas personas en sus chiringuitos, situados en plena costa, donde es posible contemplar la puesta de sol con una bebida bien fría en la mano.

El Faro del cabo Espartel

La gran construcción del cabo Espartel es su Faro, erigido a mediados del siglo XIX por el francés François Léonce Reynaud. Este arquitecto se inspiró precisamente en los alminares de las mezquitas marroquíes, así como en las torres almenadas de las construcciones militares locales. Diseñó una torre de unos 30 metros de altura, a lo que hay que sumar una linterna de 24 metros. Se trata, sin duda, de uno de los principales ejemplos de esta tipología en el norte de África, que ha tenido (y sigue teniendo) una importante función estratégica para guiar la travesía nocturna de los barcos transatlánticos, especialmente los dedicados al comercio marítimo.

Cuevas de Hercules

Cuevas de Hercules

Cuevas de Hércules

El mito griego nos cuenta que el héroe Heracles (Hércules para los romanos) separó la tierra con sus propias manos, haciendo surgir el estrecho de Gibraltar y colocando dos columnas en las montañas de cada orilla (el Peñón de Gibraltar y el Monte Musa o el Monte Hacho de Ceuta). Y en los días en que realizó aquella proeza y el undécimo de sus heroicos trabajos (robar unas manzanas del Jardín de las Hespérides), pernoctó en una cueva junto al cabo Espartel. Hoy se conocen como las Cuevas de Hércules y han sido recientemente restauradas para su visita, como te contamos en este otro post

Puede interesarte:  El Marruecos de Juan Goytisolo

Playas del cabo Espartel

A pesar de que el litoral de la Reserva Natural del Cabo Espartel es principalmente de acantilado rocoso, muy cerca de aquí se encuentran algunas playas de arena fina en las que es posible disfrutar de un agradable baño. Es el caso de la Playa Achakkar y la Playa Sidi Kacem, que se extienden unos kilómetros al sur. Esta última, por cierto, se encuentra a escasos metros de la pista de aterrizaje y despegue del Aeropuerto Internacional de Tánger, por lo que puede darse el caso de disfrutar del baño mientras los aviones sobrevuelan a escasa altura del arenal.

 

error: Content is protected !!